Muchas personas tienen deficiencia en la ingesta de vitamina D, y este es un factor importante en el metabolismo del calcio. La vitamina D mejora la absorción del calcio a nivel del intestino. También se recomiendan tomar 15 minutos diarios de sol para el mejorar el metabolismo del calcio. La vitamina D reduce la pérdida de masa ósea, favorece la respuesta adecuada a la terapia antirresortiva y mejora la fuerza muscular, evitando así el riesgo de caídas y de fracturas por osteoporosis.

Scroll Up